3 formas de iniciar tu negocio online sin necesitar una fortuna

ideas para iniciar tu blog

En muchas ocasiones nos sentimos desilusionados cuando vemos que otras personas lanzan sus blogs y sus negocios haciéndonos sentir estancados. La principal causa por la cual nos sentimos así es porque tenemos la creencia de que para comenzar a tener presencia en la web y ganar dinero online necesitamos una fortuna, siendo esto solo un mito que quiero desbancar con este post.

El hecho de no arrancar por falta de recursos, porque tenemos mil cosas que hacer prioritarias a esto, porque debemos pagar las deudas, porque debemos pagar la casa, entre otras responsabilidades ineludibles, nos pasa a todos. Es normal sentir ese miedo paralizador al lanzar nuestra idea al mundo, es normal creer que necesitamos mucho dinero para comenzar nuestro negocio online. ¡Es normal!

Así que no te preocupes, que si lo que buscas es obtener ingresos y no tienes mucho dinero, pero si mucha ambición de alcanzar tus sueños, estas ideas te servirán un montón.

1. Haz una lista de las cosas que puedes hacer sin dinero

Haz una lista de todas aquellas cosas en las que puedes invertir tu tiempo para crear tu marca personal y negocio sin inversión monetaria. Es decir, haz una lista de lo que sabes y lo que puedes hacer por tu negocio, investiga en internet, o en alguna fuente confiable sobre los procesos más convenientes para la creación de marcas. Hay cientos de recursos online que pueden ayudarte a mejorar tus procesos a fin de vender tus servicios de la mejor manera y comenzar con buen pie en tu emprendimiento.

Identifica primero cuál es tu publico ideal, aquel al que quieres dirigir tus esfuerzos y tu contenido. Recuerda que tu audiencia es más propensa a sentirse atraída por aquellas personas que muestren que han pasado por un proceso similar al que ellos están pasando y que les pueden ayudar a sobrepasarlo.

Lo siguiente es elegir el nombre para tu blog o tu negocio y crear las cuentas en redes sociales. Si aún no has elegido el nombre para tu negocio, puedes comenzar usando tu nombre como marca personal y asegurarte que todas las redes sociales tengan el mismo nombre de usuario. Comienza a hacer contacto con personas que trabajen en tu nicho y crea relaciones sólidas con ellos.

Una buena estrategia es comentar los posts de las personas con las que quieres conectar y demostrar cierto conocimiento del tema que ellos manejan en sus posts para hacerte visible ante sus ojos como experto.

Únete solo a las redes sociales en las que tu público ideal se encuentra. Lo ideal es que saques tu cuenta en las principales redes sociales, aunque en un principio te enfoques en dos o tres. Esto te servirá para reservar tu usuario y evitar inconvenientes en el futuro.

3 FORMAS DE INICIAR TU NEGOCIO ONLINE SIN NECESITAR UNA FORTUNA

Optimiza tu descripción en la BIO de tus redes sociales. Primero cuéntame quién eres y luego como puedes ayudar o que puedes ofrecerle a tu audiencia. Lo ideal es que tanto la BIO, tu Media Kit y tu website traten en primera instancia de cómo puedes ayudar a tu audiencia a satisfacer una necesidad o resolver algún problema. Pregúntate ¿Cómo puedes mejorar la vida de quién te lee y te sigue?

Por último, debes definir el estilo de tu marca. Esto quiere decir, que debes saber qué tipografías utilizarás, los colores y los tipos de imágenes que representarán tu marca. Es importante este punto, porque mantener una consistencia visual en tus publicaciones es lo que te permitirá posicionarte en la mente de tu audiencia.

Utiliza de 2-4 colores específicos en tu marca y apégate a ellos. Es importante que conozcas el código HEX de cada color. Si utilizas un programa de diseño como Adobe Illustrator y Photoshop, puedes extraerlos con facilidad con el selector de color. Sino, puedes usar herramientas como Colourlovers o Color Picker.

En cuanto a las tipografías, utiliza de 2-3 específicas, una para los títulos importantes, una para los subtitulo y otra para el texto. Escoge tipografías acordes a tu marca y al mensaje que quieres transmitir. No se percibe igual tener un website con tipografías en cursiva que uno con una tipografía más formal.

Hay muchas cosas en las que puedes enfocarte y que son vitales para el establecimiento y crecimiento de tu negocio. Muchas de ellas sin costo de inversión, pero a la que necesitas dedicar algo de tiempo.

Si no tienes el dinero, de seguro tendrás el tiempo para trabajar en tu marca personal y hacer aquello por lo que no tienes que pagar pero que pueden llevar tu marca personal o tu negocio a otro nivel.

2. Haz una lista de las cosas por las que si debes pagar

Haz una lista de las cosas que sin lugar a duda te costarán dinero. Estos son, por ejemplo: Dominio, Hosting, diseño web, coaching, algún producto o herramienta necesaria para tu negocio, etc. Luego ponlas en orden de prioridades y ejecútalas en orden de importancia.

A lado de cada cosa de la lista, agrega el costo real y planifícate para adquirirlos y pagarlos. Toma en cuenta que hay muchos de esos gastos que pueden ser menos de lo que piensas, por lo que te recomiendo que busques alternativas que te ofrezcan las funciones que buscas a un menor costo. Por ejemplo, en vez de pagar por una website diseñada desde cero puedes optar por comprar una plantilla y montarla tu misma.

Invierte de manera inteligente en las herramientas correctas desde la primera vez. A veces gastamos más dinero de la cuenta comprando cosas económicas en un principio para luego darnos cuenta de que tendremos que hacer un UPGRADE o comprar otra más cara. Anticípate a tus necesidades e invierte bien.

3. Haz una lista de las cosas que eres grandioso haciendo.

Deja de menospreciar tus habilidades y conocimientos y haz una lista de aquellas cosas que haces muy bien. Esta lista te dará ideas para diseñar los productos y servicios que ofrecerás.

Un negocio no se considera negocio exitoso sino hasta que tiene un producto o servicio que está generando ingresos y esta lista te dará ideas de por dónde comenzar.

Asegúrate que tus productos o servicios vayan en la misma línea de tu cliente ideal. Puedes ofrecer tus productos o servicios a un público pequeño, a amigos cercanos o, incluso, realizar intercambios con personas que se encuentren en tu mismo nicho  y que se encuentren en el mismo nivel de tu negocio y pedir el testimonio de quienes lo han probado para ponerlo como prueba social en tu web.

¿Estás listo para emprender el negocio de tus sueños? ¿Cuáles son tus principales preocupaciones?

Tags

top
CLOSE
CLOSE